Aprende a enseñar a tu gato a usar la caja de arena

Aprende a enseñar a tu gato a usar la caja de arena

Cómo enseñar a tu gato a usar la caja de arena es una tarea más fácil de lo que crees. Esto se debe a que el uso de la caja de arena es instintivo para la especie felina. Sus antepasados solían ocultar las heces y la orina para disimular los olores que podían atraer a los depredadores, pero incluso los gatos domesticados han sobrevivido a este instinto. La mayoría de las veces, un gatito suele aprender a utilizar el accesorio por sí mismo. Aun así, puede haber dificultades en el proceso de adaptación a la caja de arena para gatos.

En otros casos, el gatito no se siente cómodo con el objeto por diferentes motivos. La necesidad de salir de la caja también puede deberse a problemas de salud, ansiedad o estrés. En estos casos, el tutor debe enseñar al gato a utilizar la caja de arena. ¿Quieres saber cómo? ¡Compruébalo paso a paso!

Paso 1: Elija la caja de arena para gatos ideal para su mascota

El primer paso para enseñar a un gato a utilizar el arenero es elegir el modelo adecuado. A menudo, la razón por la que el gato hace las necesidades fuera de la caja es porque no es ideal para su mascota. Es necesario hacer una buena investigación para saber qué opción se adapta mejor al animal. La caja de arena cerrada para gatos, por ejemplo, está indicada para las mascotas más agitadas, porque evita que la arena se esparza por la casa. La caja de arena abierta para gatos es la más común y práctica, disponible en varios modelos, como los de borde alto o con colador. Tanto si la caja de arena para gatos es abierta como cerrada, es fundamental prestar atención al tamaño, para que no sea ni demasiado grande ni demasiado pequeña.

Paso 2: Prueba los tipos de arena para gatos hasta que encuentres la que más le guste a tu mascota

Cada gato se adapta mejor a un tipo de arena para gatos

Después de elegir la caja de arena para gatos, es el momento de la arena para gatos. Hay arena para gatos en gránulos de arcilla, sílice, gránulos de madera y biodegradables. La mejor arena para gatos depende de cada caso. Ten en cuenta la practicidad, la facilidad de limpieza y, sobre todo, la adaptación de tu mascota. A veces, un tipo de arena no le gusta al gato, que se resistirá a utilizar el lugar para las necesidades. Quien quiera aprender a enseñar a su gatito a usar el arenero debe tener en cuenta que puede ser necesario hacer varios cambios de arena para encontrar la mejor.

Paso 3: Elegir un entorno tranquilo y alejado de la comida para colocar la caja de arena del gato

La esquina de la caja de arena para gatos debe ofrecer privacidad al animal

El tercer paso para enseñar a tu gato a usar el arenero es elegir el lugar. No coloque nunca el retrete del gato cerca de los recipientes de agua y comida. Las mascotas también prefieren que la caja de arena del gato esté alejada del rincón donde duerme. Si quieres saber cómo enseñar a un gato mayor a usar la caja de arena, recuerda que debes evitar los lugares altos, ya que puede hacerse daño al intentar alcanzarla (al igual que el gato gatito). Además, la privacidad es fundamental. Coloque la caja de arena del gato en un lugar poco transitado. Otro consejo sobre cómo enseñar a los gatos a usar la caja de arena es tener al menos dos y colocarlas en diferentes habitaciones para dar a tu mascota más opciones.

Paso 4: Enseñar al gato a utilizar el arenero es un proceso gradual

Hay que tener paciencia para saber cómo enseñar al gato a usar la caja de arena de forma correcta

Para enseñar a un gato a utilizar la caja de arena, empiece por llevar a la mascota hasta ella. El momento ideal es después de comer o de despertarse, porque es en este momento cuando el gato suele sentir más ganas de hacer las necesidades. Preséntele el arenero y deje que ponga sus patas dentro, sintiendo la textura de la arena. Anima al gatito a darse la vuelta dentro del arenero para que se sienta cómodo y se dé cuenta de que es un buen lugar para hacer sus necesidades. La mayoría de las veces lo percibe con naturalidad.

Paso 5: elogiar y premiar cada vez que se acierte con la caja de arena del gato

La mejor manera de enseñar a un gato a usar la caja de arena es usando recompensas

Tanto en el proceso de enseñar a un gato mayor a usar la caja de arena como en el proceso de enseñar a un gatito a usar la caja de arena, la mejor manera de obtener buenos resultados es confiar en las recompensas. Cuando veas que es capaz de hacer las necesidades en la caja, ofrécele golosinas, juegos y elógialo mucho. Esto fomentará el uso de la caja de arena para gatos, porque asociará el objeto a algo positivo.

Paso 6: Cómo enseñar a un gato a usar la caja de arena requiere paciencia, así que repite tantas veces como sea necesario

Tanto si se trata de un gatito como de un gato mayor, la repetición es la clave del aprendizaje.

Muchas veces el gato no aprende a usar la caja de arena la primera vez e insiste en hacer sus necesidades en el lugar equivocado. Por lo tanto, saber cómo enseñar a un gato a usar la caja de arena requiere paciencia. Cada vez que veas que el animal se revuelve por el suelo, las alfombras y los objetos dando la impresión de que va a hacer sus necesidades allí, llévalo al lugar adecuado. Coloque al gato en el arenero para gatos y anímelo a utilizar el accesorio. Con paciencia, tu gatito pronto utilizará la caja de arena para gatos por sí mismo.

Te puede interesar

Artículo anteriorCómo viajar en avión con tu gato de forma segura
Artículo siguiente¿Cómo enseñar a un perro a orinar en el lugar correcto?